miércoles, 3 de septiembre de 2008

Genesis

Mi primera entrada la he bautizado (solo por llamarle de alguna manera al hecho de ponerle un título) con el nombre de "génesis", no porque sea partidaria de ninguna creencia religiosa ni mucho menos, únicamente por el significado de esta palabra "Inicio, principio o comienzo de algo" y conste que el significado no me lo he inventado yo, lo dice el Real Diccionario de la Lengua Española en su 22a. Edición.

"Atea -o por lo menos lo parezco- la mujer" pensarán al leer esto, pero eso no es del todo cierto, soy lo que se puede llamar "incrédula" de la existencia de un Dios -llámenle como les plazca, casi todos son similares en todo- ni de la no existencia del mismo, lo único de lo que realmente estoy convencida es que moriré y hasta ese día no sabre la verdad de este dilema, probablemente después tampoco, ya que muerto, de poco valdrá cualquier información que a mi inerte cerebro pueda llegar.


Claro esto y más son solo teorías, conjeturas quizá sin sentido o quizá con mucho, no lo se, recuerden que la verdad absoluta no existe y eso es absolutamente verdad y pensar es hasta hoy gratuito, el día en que quieran cobrarnos impuestos por esto creo que consideraré el retiro a una vida de profundo estudio religioso.


Espero tener algo mas productivo que decir en mi próxima entrada, creo que la humilde opinión de esta libre pensadora le será igualmente de útil a todos ustedes como a mi un disco de reggaeton...


Aprovechen el día de hoy, quizá el mañana no llegue…



1 comentario:

Marco Antonio Marin dijo...

No se si fue ironia o ganas de burlarte de ti misma el nombre que escoges, "GENESIS"